Tipos de colágeno

El colágeno es la proteína que más abunda en el organismo. Se encuentra principalmente en el tejido conectivo del cuerpo, que brinda soporte, conexión y separación con respecto a los otros tipos de tejido. Se conoce que el cuerpo humano tiene diferentes tipos de colágeno. Algunos se encargan de fabricar fibrillas, otros forman redes extensas, mientras que algunos tienen funciones todavía más especializadas. Descubre a continuación los tipos de colágeno más conocidos y sus funciones.

Tabla de contenidos

    Tipos de colágeno

    El colágeno se distribuye por todo el cuerpo. Se conocen al menos 28 tipos en el humano y cada uno tiene características diferentes dependiendo de la zona en donde se encuentre. Solamente el colágeno tipo I, representa aproximadamente el 30% de las proteínas totales en el organismo. Las fibras colágenas hacen que el tejido tenga elasticidad, resistencia, sujeción, soporte y estabilidad.

    tipos de colágeno

    Entre los más de 20 tipos de colágeno que se pueden encontrar en el cuerpo humano, hay cinco que pueden considerarse como los principales, estos son:

    • Tipo I
    • Tipo II
    • Tipo III
    • Tipo IV
    • Tipo V

    Colágeno tipo I

    El colágeno tipo I es el más abundante de todos, abarca el 90% del colágeno total. Se encuentra formado por fibras apiladas densamente entre sí. Es el que le da forma a la piel, cartílagos, huesos, tendones, tejido conectivo y dientes. También se encuentra en el tejido de las cicatrices, en los músculos y en el interior de los órganos.

    Colágeno tipo II

    Las fibras de colágeno tipo II son más largas y flexibles. Se ubica en los cartílagos hialinos y es de color blanco azulado. El cartílago hialino es el más común en el organismo y se encuentra en nariz, laringe, tráquea, bronquios, costillas y revistiendo las superficies articulares.

    El cartílago articular posee una estructura muy compleja. Por un lado, tiene una zona superficial con fibras colágenas alineadas paralelamente con la superficie articular, lo que otorga resistencia frente al esfuerzo constante. Mientras que la zona superficial se conforma de fibras que se alinean perpendicularmente a la capa ósea y pueden absorber las cargas de compresión.

    Colágeno tipo III

    Es el tipo de colágeno que soporta la estructura de los órganos que son huecos, como es el caso del intestino, el útero y los vasos sanguíneos grandes. También es común encontrarlos en otros tejidos acompañando al colágeno tipo I.

    Colágeno tipo IV

    Es un componente importante de la lámina basal, una capa fina que se presenta en el tejido epitelial (el que limita cavidades y superficies del cuerpo). La función de la lámina basal es de sujeción, anclando el epitelio al tejido conectivo subyacente. Por ejemplo, en la piel, la lámina basal es la estructura que separa la epidermis (capa externa) de la dermis (capa interna) y actúa como filtro, evitando el paso de moléculas grandes al interior.

    Colágeno tipo V

    Este tipo de colágeno es un componente secundario que se asocia estrechamente con el colágeno tipo I. Puede encontrarse en el cabello, el tejido placentero, superficies celulares y la unión dermoepidérmica.

    Este sitio utiliza cookies para optimizar la experiencia del usuario mientras navega en él. Si sigue navegando en el sitio, asumiremos que acepta el acuerdo.